AVISO PARA QUIEN QUIERA COMENTAR

EN ESTE BLOG NO SE ACEPTAN ANÓNIMOS (YA HAY BASTANTE DESPERSONALIZACIÓN EN ESTA SOCIEDAD COMO PARA ANDARNOS CON MÁSCARAS) NI QUE SE HABLE MAL DE NADIE (SE DISTINGUE ENTRE PERSONAS -TOTALMENTE DIGNAS- E IDEAS -QUE ES LO QUE CABE CRITICAR-). GRACIAS POR SU COLABORACIÓN.

¿Dónde está la sabiduría que perdimos en el conocimiento?
¿Dónde el conocimiento que perdimos en la información?
T. S. Eliot, Coros de La roca, I



viernes, 11 de marzo de 2011

De qué novela me hubiera gustado ser el autor

Hace unos días me encontré con esta pregunta en un portal sobre la escritura. Confieso que he intentado responderla y todavía soy incapaz de hacerlo. Seguramente esa es la respuesta. Y es interesante, al menos para mí.

Entiendo que la pregunta apela a sentimientos de asombro, gratitud, filiación con respecto a un autor, o una novela concreta. Entonces sí que puedo contestar: El Quijote, Los Buddenbrook, La Ilíada (no es una novela, claro)... ¿he de seguir? Supongo que responder así no aporta mucha relevancia; supongo que puede tener más interés si hablo de obras más recientes. Entonces, Vida y destino, de Grossman... pero, tampoco sé si tiene mucho sentido señalar algo a todas luces imposible de haber sido escrito nunca por mí (ni soy ruso, ni he vivido la 2ª Guerra Mundial, ni la dictadura de Stalin, ni he trabajado como periodista en un frente de guerra, ni he pasado penalidades sin cuento en Ucrania -ni en ningún otro lugar-).

Vuelvo a suponer: entonces, debería ser algo que viera más "cercano" desde el ejercicio de escribir. Hum. Algo más ligero, como No puedo olvidar tu rostro, de Higgins-Clark -nunca fabularé así-; o más breve, como El corazón de las tinieblas, de Conrad -no, quedó claro que no podía ser un clásico-... ¿y una paginita de Azorín...? -uf, ni eso, ya me gustaría-.

En fin, creo que he contestado satisfactoriamente a la pregunta.  

2 comentarios:

  1. No sé qué le has encontrado a Conrad. Las demás, muy bien y yo incluiría además Crimen y Castigo y Los hermanos Karamazov de Dostoiesvky y algunas de Tostoi... y a Valera con Pepita Jiménez y a Clarín con sus magníficos cuentos. Y, ... otro día más.

    ResponderEliminar
  2. Gracias, Luis: sí a casi todo. Conrad es impresionante, aunque puede ser muy irregular, y es verdad que a veces pide un esfuerzo especial al lector. El corazón de las tinieblas, o Lord Jim, son de lo mejor -te puedes saltar Gaspar Ruiz, o Salvamento, o Chance, en mi opinión-. Recoge alguna idea afín a Nietzsche, como la crítica a la cultura farisaica, y la defensa del héroe romántico, solitario y trágico. Pero tenía más sentido común que Nietzsche.

    ResponderEliminar

Muchas gracias por tu comentario, lo leo dentro de un poco -es bueno darse y dar un poco de tiempo a los demás, así la vida se vuelve más humana- y te respondo